Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2011

Botella, alcaldesa

(Foto: EFE)

COMENZARÉ POR DECIR que Ana Botella me parece una persona respetable. Tanto como cualquier otra. En otras palabras, que, aunque no estoy de acuerdo sobre su forma de acceder al primer escalafón de la alcaldía ni con su perfil ideológico, no albergo ningún prejuicio hacia ella. Llegó a la política como la mujer de y, hasta que no consiga quitarse ese sambenito de ex primera dama no podrá volar por su cuenta y sin las ataduras de sus padrinos políticos. Diré, en su favor, que los votantes que en las últimas elecciones municipales escogieron la papeleta del PP sabían perfectamente, campanas al menos habrían oído, que Alberto Ruiz-Gallardón acabaría dando el salto a la política nacional. Así ha sido y a nadie puede extrañar. Era, como quien dice, un secreto a voces, y nadie puede llamarse a engaño. Bien.
Lo que trato de explicar es que el pecado original está en esa decisión de Gallardón y no en Botella, por más que ambos hechos estén íntimamente relacionados. Resulta mucho más …