Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de julio, 2012

Acto de fe

Mariano Rajoy pretende que le creamos. Que creamos lo que dice. Que no podemos elegir, que no queda otra, y que todo es por nuestro bien. Como siempre. La obscena imagen de los ministros y diputados del PP aplaudiendo los recortes, algunos con gesto muy sonriente, evidencia lo alejados que están de la gente de la calle.
El rosario de agravios a costa siempre de las clases medias, de los desempleados, de los funcionarios, de los consumidores, y de tantos otros, lleva el sello indeleble de Bruselas y evidencia, sin tapujos ya, que somos un país intervenido con un presidente tutelado.
Pero el monstruo, y si no al tiempo, no tendrá suficiente. Nunca es bastante para él porque es insaciable. Nos obligan a comulgar con ruedas de molino y, encima, pretenden que nos aproveche. Nos pedirán incluso hasta sacrificios humanos y se los daremos sin rechistar.
El principio del fin de Zapatero, escuché decir ayer, comenzó un 10 de mayo de hace dos años y Mariano Rajoy ya tiene su 10 de mayo. Pretende …

El juego de muñeca y otros retazos de filosofía barata

Tras un paréntesis demasiado largo, reanudo mi actividad bloguera. Me siento extraño después de esta obligada sequía. Y es impagable, la verdad, enfrentarse de nuevo al vértigo de un folio en blanco. Pocas cosas hay tan emocionantes.
El pasado 3 de junio, por razones que no hacen al caso y que tampoco quiero recordar, quedé fuera de la circulación, nunca mejor dicho. Cuatro semanas, eternas, entre algodones mientras la noria de la vida giraba y giraba imparable. Una parada no programada, imprevista y dolorosa cuyas primeras lecciones tienen que ver con el azar, el destino y la fatalidad. Además, claro, de la fragilidad del cuerpo humano, la inevitable autocompasión yla actitud ante un descalabro imprevisto. Pero también con la capacidad de superación, si tienes la fortaleza suficiente o el apoyo y el cariño de los más cercanos. Y también con la evidencia de que a veces es bueno parar, pensar que las cosas ocurren por algo y que quien tropieza y no cae adelante dos pasos. Caer y levant…